Artículos, enseñanzas, grabaciones, sesiones especiales, revista gratuita, hipnoterapia, hipnosis clínica y todo sobre el tema.

lunes, 9 de febrero de 2015

El punto de equilibrio (a propósito de la bulimia)

El punto de equilibrio (a propósito de la bulimia)
La bulimia es una condición en que las personas comen en exceso y luego vomitan. Esto ocurre cuando comen demasiado y sienten que se liberan de ese exceso expulsando gran parte de lo comido.

Se dice que es una condición muy seria y la mayoría de los especialistas dicen que es difícil de tratar, tomando varios años de terapias. Su origen se encontraría en serios problemas de la niñez.

No obstante, hemos obtenido éxitos muy rápidos siguiendo el procedimiento que brevemente explicamos ahora.

En general, tratamos de explicar que no es necesario hacer regresiones para descubrir las causas. Lo importante es como de ahora en adelante será diferente. Y también porque es muy fácil inducir falsos recuerdos en la mente.

Siempre en las decisiones triviales o importantes de la vida hay un punto de decisión en el cual optamos uno u otro camino. En la bulimia ocurre también esto. Hay un momento en que la persona ha comido lo suficiente para sentirse satisfecha y, a partir de este punto, decide comer en exceso. ¿Por qué lo hace? ¿Qué provoca pasar más allá de ese punto de decisión? ¿Dónde exactamente se encuentra?

A través de preguntas y visualizaciones obtenemos estas respuestas del paciente.

Sorprendentemente la conducta dañina se genera en este punto de equilibrio por una búsqueda de satisfacción. La persona se siente contenta y satisfecha comiendo más. Naturalmente, después la paciente se siente mal y procede a provocarse un vómito.

Pero al comer más allá de lo necesario siente una realización y satisfacción. Lo que hacemos en hipnosis es revivir y amplificar estos sentimientos y anclarlos en la mente para que la persona lo pueda reproducir a voluntad.

A continuación, mediante una visualización creativa llevamos a la persona al momento anterior a su punto de decisión, cuando todavía está comiendo lo necesario y no en exceso, e inducimos esos sentimientos de realización y satisfacción. Se crea pues una respuesta condicionada ahora antes del punto de decisión.

Pasada la sorpresa del primer momento, la persona rápidamente aprende esto y comienza a sentirse plenamente contenta y satisfecha al comer solamente lo necesario.

Tras varias sesiones y varios guiones, terminamos activando estos sentimientos positivos antes de cada punto de decisión.

Así, se ha reemplazado el esquema mental antiguo. Esto puede servir para muchas situaciones. Identifique su punto de decisión en lo que quiere superar, investigue qué sentimientos agradables le impulsan a ir más allá de este punto de equilibrio. Amplifique estos sentimientos y ánclelos ahora a situaciones anteriores a ese punto de equilibrio.

0 comentarios:

Publicar un comentario